12 marzo 2006

Sin titulo

Sí, lo sé, no tengo por qué sentir esta presión en el pecho,
ni tener ganas de llorar constantemente.
Todo me sonríe,
pero ahora soy yo la que no lo hace.
Ya no tengo ese brillo en la mirada,
esa risa siempre apunto.
Sólo números, cafés descafeinados y medias canciones.
Necesito una pausa,una caída al vacío, unos puntos suspensivos...

1 comentario:

La rubia del fondo dijo...

Lo que necesitas son unas buenas vacaciones. ¡ánimo!