23 diciembre 2006

¿...Juegas...?

El tira y afloja no dio más de sí,
la cuerda se fue deshilando poco a poco,
con la agonía que ello conlleva.
Las piernas me fallaron
en el último impulso para saltar el abismo
y caí en el agujero negro más hondo.
Tras varias vueltas de campana,
para terminar de agitar el cóctel de mi cabeza,
espiral tras espiral,
dosificaba mi caída,
imaginándome salvada de todo aquello,
sin poder hacer nada,
hasta que por fin,
halle suelo
y el impacto fue tan brutal
que se astillaron todos
y cada uno de los huesos de mi cuerpo.
Descansé al verme tendida en algo firme,
en algo sólido,
en mi propio lecho,
con un río de sangre
que me recordó
que un día estuve viva,
que un día te ame,
que un día fui feliz,
que un día...

1 comentario:

La rubia del fondo dijo...

No ùedes morir si aún no has dejado de amar, de dudar, de sentir.

Un beso y un kit-kat